Incels: Una tendencia peligrosa (parte 2)

El atentado sucedido en Canadá ha sacado a la luz grupos que se denominan Incels, que se mueven a través de foros en internet, y al que pertenecía el atacante, En esta segunda parte, les explicaremos cual es el ideario de estos grupos.

que piensan los incel
“No culpo a las Stacies. Culpo a las Becky. Nuestros partidos que nos han abandonado por los Chad, son las unicas que lo han arruinado todo…
…Esto. Necesitamos regresar a antes de la revolución Sexual”

¿Qué piensan los incels? En estos foros se encuentran mensajes de hombres que han sufrido una o más decepciones amorosas o algún tipo de maltrato por parte de las mujeres. En ellos se pueden encontrar usuarios con edades de entre 30 y 40 años, pero también es frecuente encontrar usuarios muy jóvenes, entre 14 y 20 años de edad. Sobre todo entre estos jóvenes es muy fácil la incepción de las ideas extremistas que se promueven en estos grupos.

Consideran el éxito de la relación de un hombre al logra tener relaciones sexuales.

La negación a su derecho a la satisfacción sexual se atribuye a que son crueles, manipuladoras, avariciosas y promiscuas.

Un sector considera que el sexo, amor y felicidad no son alcanzables ya que tienen una predisposición genética a ser rechazado por las mujeres.

Otro sector considera que el no poder alcanzar estos atributos, es por una conspiración social que desde el nacimiento determina quienes logran éxito con las mujeres y quiénes no.

En ambos casos sienten odio hacia las mujeres y los movimientos feministas. Se consideran víctimas de una “dictadura feminista”.

Por extensión, odian a los hombres que tienen éxito con las mujeres y los consideran parte de la opresión.

Estos grupos idealizan sus odios en figuras idealizadas:

Chad Thundercock es su idealización del hombre sexualmente exitoso, con mentón ideal, musculoso, rubio, con genitales prominentes y con dinero y automovil deportivo.

Stacy Malibú (en referencia a la muñeca) es la idealización de la mujer que desean y al mismo tiempo odian: de cuerpo perfecto, cabello rubio, senos y nalgas prominentes, que usa ropa y accesorios caros. Es la mujer que elige a los Chad, por encima de cualquier otro hombre.

Becky: Es el otro tipo de mujer deseada, sin un físico prominente (planita), viste ropa holgada, tiene ideas feministas, dominante en sus relaciones, y que eligen a los hombres que defienden sus opiniones de la supremacía feminista, aunque en el fondo también desean un Chad.

Normies: o normalitos, son los hombres y mujeres que sin ser chad, logran tener una pareja y satisfacer sus necesidades sexuales.

Incels: que es como se definen a sí mismos, hombres genéticamente inferiores que no pueden satisfacer sus necesidades sexuales.

Consideran que el 20% de los hombres son del tipo Chad y disfrutan el 80% de las relaciones sexuales. El 80% restante de los hombres debe luchar por el 20% restante de las mujeres, de las cuales el 10% es aceptable, y el 10% son inferiores. De estas proporciones, El 70% de los hombres, logra satisfacer sus necesidades con el 10% (ambos considerados normies), y queda el 10% de Incels con el 10% de mujeres inferiores, que los rechazan porque también buscan el acceso a los Chad.

Además consideran que no hay incel mujeres, porque la mujer, a menos que tenga algún tipo de deformación, puede obtener sexo siempre que lo desee.