Mariano Rajoy deja la presidencia de España

Mariano Rajoy, hasta hoy Presidente del Gobierno Español, fue destituido de ese cargo, al aprobarse una moción de censura en el Congreso Español. El Cargo de Presidente ya es ocupado por Pedro Sánchez, cuyo nombramiento fue firmado en Real Decreto por el rey de España.

Sánchez y Rajoy
Pedro Sánchez y Mariano Rajoy, después de aprobarse la moción de censura

Debido a los escándalos de corrupción y financiación ilegal al Partido Popular, presidido por Mariano Rajoy, el Partido Socialista Obrero Español, PSOE, presentó una moción de Censura que terminó en la destitución de Rajoy, y en su lugar se nombró a Pedro Sánchez, presidente del PSOE.

Para comprender cómo se dio esta situación, hay que ahondar un poco en el sistema político y los hechos previos a este suceso.

Después de la dictadura franquista, se modificó el sistema político español con la Constitución de 1978, en la que se establece un sistema de Monarquía parlamentaria. En este sistema, cuando se convoca a elecciones, se eligen los representantes diputados que integrarán el parlamento. Según la composición del parlamento, se elige un Presidente del Gobierno, quien es avalado por el parlamento, que comunica su decisión para que el Rey publique el decreto, lo que equivale a la investidura.

En este sentido, la Presidencia en España está basada en la confianza que el congreso deposita en el Presidente, que en los casos en que su partido no tenga mayoría absoluta (la mitad más uno), en general pacta con otras fuerzas políticas, para llevar a cabo sus planes de gobierno.

Cuando el presidente pierde el apoyo del congreso, cualquiera de sus integrantes puede presentar una figura legal conocida como “moción de censura”, en la cual el congreso analiza ciertos hechos, que hacen dudar de la confianza depositada en el presidente.

A diferencia de otras figuras, como el juicio político de nuestro sistema, que sólo procede en casos de delito, la moción de censura se aplica en otro tipo de circunstancias que puedan menoscabar la confianza en el mandatario.

De ser procedente, ahí mismo se nombra un nuevo Presidente y el nombramiento se comunica al Rey para su publicación.

El Partido Popular (PP), presidido por Mariano Rajoy, fue denunciado por corrupción y financiamiento ilegal, lo que se conoce como el caso Gürtel.

En esta denuncia, producto de que en 2013 se señaló al ex tesorero del Partido Popular, Luis Bárcenas, de haber escondido varias decenas de millones de Euros en Suiza.

Un tribunal analizó la denuncia, y se descubrió que desde 1989, Bárcenas hizo una “contabilidad paralela” para el financiamiento del Partido. Junto con el se acusó a 37 personas que también han sido condenadas por corrupción, asociación ilícita, cohecho, malversación, prevaricación, blanqueo de dinero y otros delitos.

También se encontró que Bárcenas entregaba mensualmente a dirigentes del PP miles de euros en efectivo.

Durante este proceso judicial, el Presidente de Gobierno, Mariano Rajoy, fue convocado como testigo, donde dijo no conocer nada sobre ese financiamiento ilegal. El tribunal puso en duda la credibilidad de su testimonio.

Este escándalo, así como la puesta en duda de la Credibilidad de Rajoy por un tribunal, impulsó al Partido Popular a presentar la moción de censura (la segunda en contra de Rajoy, y la cuarta en la historia democrática de España), que después de varios días de discusión, el día de hoy es la única que se ha declarado procedente, retirando la confianza del congreso a Rajoy, y nombrando a Pedro Sánchez como nuevo Presidente de España.

Este proceso no ha sido fácil, tomando en cuenta que el apoyo que había tenido Rajoy de los partidos catalanes y vascos, que en sus intentos separatistas fueron contenidos por su gobierno, esta vez votaron en su contra. En todo caso, la pregunta y el gran rato que tiene enfrente Pedro Sánchez frente a estos partidos separatistas es ¿Cuál fue el Precio de su voto?