Sí se reunirán Trump y Kim

Después del jaloneo en que Donald Trump dijo que no se reuniría con el presidente de Corea del Norte como estaba previsto, Este fin de semana anunció que sí se reunirá con el Presidente Kim Jong-un, como estaba previsto, el 12 de junio en Singapur.

reunión kim-trump
Kim Yong Chol y Donald Trump, al confirmar que sí habrá reunión el 12 de junio

Después de los numerosos insultos y amenazas que se dieron desde el inicio del gobierno de Donald Trump con el presidente de Corea del Norte, Kim Jong-un, se han sucedido una serie de acontecimientos que desembocaron en la promesa de un encuentro, que se fijó para el 12 de junio, en Singapur.

Una de las primeras marcas de este cambio, fue el anuncio sorpresivo de la reunión que sostuvieron en territorio surcoreano, los presidentes de ambas Coreas, anunciada durante los juegos olímpicos de invierno, y realizada a fines de abril, en la frontera del paralelo 38.

En esta reunión se pactaron el final de la guerra, la reunificación de las Coreas, y la desnuclearización de la península. Para lograr estos acuerdos, es necesaria la presencia de los Estados Unidos, pues son quienes firmaron el armisticio, y les corresponde ser firmantes del fin de la guerra.

Entre los compromisos de Corea del Norte, fue el destruir las instalaciones nucleares donde realizó las pruebas de sus bombas, programada para el 22 de mayo.

No obstante de estar en espera del cumplimiento de Corea del Norte de su promesa de desmantelar las instalaciones de pruebas nucleares, los Estados Unidos realizaron ejercicios militares que calificaron como rutinarios, junto con Corea del Sur y Japón.

Algunos días después, el Asesor de Seguridad Nacional de los Estados Unidos, John Bolton, dijo que a Corea del Norte le aplicarían el modelo de Desarme Nuclear que aplicaron en Libia; acciones en las que, después del supuesto desmantelamiento nuclear, soldados encubiertos asesinaron en una revuelta a Mohamad Gadaffi.

Estas declaraciones provocaron el enojo del gobierno de Corea del Norte, que públicamente manifestó su descontento.

A pesar de haber provocado el desaguisado, el gobierno de los Estados Unidos, el 24 de mayo anunció la suspensión de la reunión con Kim Jong-un, al decir que no había pruebas del desmantelamiento de las instalaciones nucleares; precisamente mientras, ante la presencia de 20 periodistas extranjeros y una delegación de periodistas de Corea del Sur, las instalaciones fueron destruidas y esa destrucción fue documentada por los medios invitados.

En una visita sorpresa, el Presidente Moon, de Corea del Sur, tuvo otra reunión con Kim, en la cual se manifestó la disposición al diálogo con los Estados Unidos, por parte de Corea del Norte.

Este error diplomático del gobierno de los Estados Unidos, provocó que, aunque no se fijara una fecha, se siguiera negociando una reunión; negociaciones que se realizaron tanto en Singapur, como en mismo Estados Unidos, donde el enviado del gobierno de Corea del Norte, Kim Yong Chol, habló de las intenciones de Corea del Norte, y el fin de la guerra de Corea, con el presidente Trump.

Como consecuencia, Este 1 de junio, el Gobierno de los Estados Unidos anunció que sí se llevará a cabo la reunión entre los dos líderes, como estaba previsto, el 12 de junio en Singapur.

Veremos a qué acuerdos llegan y qué seguirá después.