Clint Eastwood: Una vida de Película

El 31 de mayo de 1930, nació un niño de 5.2 kilos, al que las enfermeras llamaron Sansón, hijo de un trabajador metalúrgico y de una empleada de IBM. Clinton Runner Eastwood fue un niño que durante sus primeros 10 años de vida, cambió constantemente de residencia, debido a los frecuentes cambios de trabajo de su padre. Estableciéndose en California, en Piedmont, alrededor de 1940.

Clint Eastwood
Clint Eastwood y Lee Van Cliff, en El bueno, el Malo y el Feo

Este niño inquieto no fue un estudiante ejemplar, ya que repitió algunos cursos por sus bajas calificaciones, además de haber destrozado el césped de la escuela, donde no le permitieron estudiar.

Realizó muchos trabajos, desde repartidor de periódicos, empleado de tienda, caddie de golf, bombero foresta y socorrista. En 1951 quiso entrar a a la universidad, pero fue reclutado por el ejército para la guerra de Corea. Ahí actuó como socorrista. Al regresar de la guerra a su casa durante una visita, el bombardero en que venía se quedó sin combustible y cayó al mar, logando salvarse junto con el piloto, en un bote salvavidas. Tuvieron que nadar más de 3 kilómetros para llegar a la costa.

Sus primeros trabajos en el mundo del cine fueron en la serie western Rowhide, donde se apreció su figura imponente (mide 1.93 metros), pero se le criticó su rigidez y que sus diálogos los pronunciaba entre dientes, lo que a la larga, se convirtió en su estilo personal. Esta serie se rodó y emitió entre 1959 y 1965 y fue bastante exitosa.

En este periodo participó como extra y actor secundario en varias películas series de televisión. Sin embargo, su gran oportunidad se dio cuando su coestrella en Rowhide, Eric Fleming, rechazó la oferta de un director italiano, para hacer una película. Este director era Sergio Leone. Esta primera película llamada Por un puñado de dólares, lo definiría como el vaquero sin nombre, antihéroe que igual hace el bien que actúa para su propio beneficio. Aun siendo historias inconexas, las películas dirigidas por Sergio Leone, musicalizadas por Ennio Morricone y protagonizadas por Clint Eastwood, se conocen como la trilogía del dólar: Por un puñado de dólares, Por unos dólares más, y El bueno, el Malo y el Feo.

Al ser películas que no fueron bien recibidas por la crítica estadounidense (por ser italianas y no coincidir con su ideal de western), Clint Eastwood participó en otras películas de Wester como Dos mulas y una mujer, cuya trama se desarrolla durante la intervención francesa en México. También participó en filmes sobre la segunda guerra mundial: El desafío de las águilas y Los violentos de Kelly.

Durante la década de 1970, Clint Eastwood hizo otra película que marcaría su carrera: Harry el sucio. Fue tal el éxito de este filme, que se realizaron en total 5 películas sobre este personaje.

La carrera de Clint Eastwood es extensísima, y más allá de este artículo. Así que a continuación les dejamos algunos datos curiosos sobre este gran actor:

  • Aunque nunca se dedicó al canto, en la película musical La leyenda de la ciudad sin nombre, se le escucha cantar y no lo hace mal. También en esa película canta Lee Marvin el tema más famoso de esa película: Nací bajo una estrella errante (I was born under a wondering star).
  • Cuando Sean Connery abandonó el papel de James Bond, en 1971, se lo ofrecieron a Clint Eastwood, quien lo rechazó, pues consideró que ese papel lo debe interpretar un actor inglés.
  • En la quinta película de Harry el Sucio, La lista negra, hace su primera aparición Jim Carrey, interpretando a una estrella de Rock, adicto a las drogas.
  • Clint Eastwood ha dirigido 38 películas a lo largo de su carrera, además de episodios de televisión y comerciales.
  • Su hijo Scott Eastwood es físicamente tan parecido, que algunos críticos lo han propuesto para hacer un filme biográfico sobre su padre.

 

¡Felicidades a Clint Eastwood!